Editorial

Manuel Hernández Vázquez 

Universidad Politécnica de Madrid. Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte-INEF. Departamento de Ciencias Sociales de la Actividad Física, el Deporte y el Ocio.

e-mail: museodeljuego@gmail.com

El primer testimonio conocido sobre la necesidad de promover unos juegos escolares se lo debemos a Jovellanos (1744-1811) que en su obra, “Memoria de Instrucción Pública, tratado de enseñanza de aplicación a las escuelas y colegios de niños”, considerada como su testamento pedagógico, expone las razones y da las respuestas de lo que debe ser el sistema educativo para que el país salga de su ignorancia y su atraso. De una manera resumida, estos son algunos de los puntos que Jovellanos toca en su estudio:

  • Es la instrucción pública el primer origen de la prosperidad.
  • Es la educación la primera fuente de la instrucción.
  • Cual es y que ramas abraza, la enseñanza necesaria para difundirla y mejorarla.
  • Que dotación será necesaria para sostener el establecimiento más conveniente a la educación pública y como se podrá recaudar.
  • Para complemento de esta enseñanza metódica examinará la Junta los medios de establecer por todo el reino juegos y ejercicios públicos, en que los muchachos y mozos que la han recibido ya, se ejerciten en carreras, luchas y ejercicios gimnásticos, los cuales, tenidos á presencia de las justicias con el aparato y solemnidad que sea posible, en días y lugares señalados, y animados con algunos premios de más honor que interés, harán necesariamente que el fruto de la educación pública sea más seguro y colmado.

El siguiente testimonio, lo encontramos a finales del siglo XIX con la Institución Libre de Enseñanza (ILE). A través de su programa pedagógico, destaca el juego y en particular el juego deportivo como medio para desarrollar la educación física, viniendo a decir que los medios más directos, más naturales y más eficaces para realizar la Educación Física no sólo para la infancia y niñez sino para todas las edades son los juegos corporales” (Guimerá).

 

Museo del Juego © 2005-2013

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR